Archivo para 25 febrero, 2011

WANTED in Ratanakiri   10 comments

A continuación hemos traducido para vosotros un artículo del prestigioso diario camboyano “Cambodia rimes with Onion”, que por su importancia y gravedad puede resultaros útil si visitáis este país.

“Ciudad de Ban Lung, provincia de Ratanakiri, 22 de enero de 2011.

El glorioso ejército de Camboya ha alertado acerca de la creciente actividad de una peligrosa banda de jóvenes ladrones que se dedica a sembrar el pánico allá dónde actúan.

Sus golpes, calculados al milímetro, siembran el pánico y el desconcierto entre los turistas más empanados, el objetivo favorito de esta temible banda. Los malhechores suelen actuar en las inmediaciones del famoso Yeak Lom, un impresionante lago dentro de un cráter volcánico y rodeado de espesa vegetación. Se encuentra localizado muy cerca del pueblo de Ban Lung, en la provincia de Ratanakiri, y es un verdadero imán para los turistas que se creen Cristóbal Colón y no pasarían ni el primer casting de la Isla de los Famosos.

Su última víctima, un tipejo que asegura llamarse Álvaro (aunque ni él mismo parece estar seguro de ello) hizo las siguientes declaraciones ante las autoridades competentes:

Fue todo muy rápido. Eran muy listos y me superaban en edad: entre los 4 sumaban por lo menos 27 años. Nunca me di cuenta de lo que pasaba. Primero se acercaron y jugaron con Rafa, mi colega, mientras nadaba en el lago (ver foto ilustrativa).

Luego vinieron donde estaba yo y me distrajeron con sus artimañas. Los niños se fueron y, al cabo de un rato, me di cuenta de que mi móvil había desaparecido. Un misterio. Al darme cuenta, corrí a avisar a alguien. El único que me hizo caso fue un guardabosques que andaba por allí y que se montó en su moto dejándome con la palabra en la boca. -sollozos- Al rato volvió con el móvil, que dijo haber recuperado con métodos expeditivos. Imagino que a base de capones. Sin embargo la tarjeta SIM ya no estaba. Intenté llamar para cancelar la tarjeta pero, claro, sin la SIM está complicado. Luego me desmayé.

Foto de la víctima:

El colega de la víctima, Rafa, declaró lo siguiente:

Después de que se fueran los niños yo me fui a nadar al lago. De repente vi a Álvaro agitar los brazos a lo lejos y rebuscar en nuestras mochilas, así que nadé hacia él y me contó una película bastante tonta. Lo cierto es que no me extraña nada de lo sucedido: en lo que llevamos de viaje ya ha perdido un disco duro, dos pen drives, dos bufandas, mi impermeable y una de sus lentillas. Yo creo que lo de los niños es una excusa, se le ha caído el móvil al agua y no lo quiere reconocer. La historia del guardabosques no se sostiene.

A pesar de las duras declaraciones de su compañero, el guardabosques corrobora la versión de Álvaro:

-Vino el tal Álvaro a contarme algo. Yo no hablo su idioma, el chico no paraba de gesticular y me empezó a poner nervioso. Cuando me enseñó unas fotos que les habían hecho a los malhechores lo vi todo claro y no tuve dudas. No es la primera vez que estos bribones actúan. Son muy peligrosos, pero el deber es el deber y recuperé el móvil tras una dura persecución. Me imagino que antes de que les diese alcance tirarían la tarjeta SIM al bosque para ocultar las pruebas. Modestamente, creo que soy un héroe ¿Cuándo se publica esta entrevista?

Las autoridades camboyanas han ofrecido una cuantiosa recompensa por la captura de la banda al completo. Parecen muy malvados y perversos, sólo hay que verles las caras:

Éste parece ser su líder:

Desde este periódico recomendamos extremada cautela para los caza-recompensas que acepten el reto de capturar a estos genios del mal. No profesionales, abstenerse.”

Próximamente, tubing, tubing, tubing.

Publicado 25 febrero, 2011 por encualquierotraparte en Camboya

A %d blogueros les gusta esto: